Fue pospuesto caso OBEDRECHT hasta enero por ausencia de testigos de la compañía

El juicio por los sobornos de Odebrecht fue suspendido una vez más debido a la incomparecencia de varios testigos claves, lo que generó el disgusto del Ministerio Público, al punto de considerar la posibilidad de romper el acuerdo que tiene la Procuraduría General de la República (PGR) con la empresa Odebrecht en este proceso judicial.

Wilson Camacho, titular de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción (Pepca) consideró que la incomparecencia de los testigos Mauricio Dantas Bezerra y de Rodrigo Maluf Cardoso es una falta de respeto de Odebrecht al sistema de justicia dominicano y advirtió que “llueva, truene o ventee” esos testigos tendrán que presentarse al tribunal a declarar.

Camacho aclaró que el hecho de que el Ministerio Público considere dejar sin efecto el acuerdo con Odebrecht, no impide que estos testigos se presenten a comparecer al juicio, ya que fueron admitidos y no pueden obstruir la justicia.

En ese sentido, las juezas del Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional ordenaron la conducencia de Dantas Bezerra y de Rodrigo Maluf Cardoso al tribunal y fijaron para el 8 de enero del 2021 la continuación del juicio a fin de que el Ministerio Público ejecute la conducencia de esos testigos que están en Brasil.

Los testigos

La Pepca tiene 28 testigos, entre ellos varios brasileños, que pretende presentar en el juicio por los US$92 millones de los sobornos de Odebrecht para demostrar la acusación formulada contra los seis imputados en este caso de corrupción.

El listado de testigos incluye a es Mauricio Dantas Bezerra, el apoderado especial de Odebrecht que firmó un acuerdo con la Procuraduría en 2017, donde la empresa barasileña se comprometió a pagar US$184 millones en cuotas anuales hasta 2025 por los daños y perjuicios causados al Estado dominicano.

También está el enviado de Odebrecht Rodrigo Maluf Cardoso, un testigo con el que la Procuraduría pretende acreditar una comunicación mediante la cual Odebrecht hizo entrega de documentación extraída del sistema Drousys sobre las operaciones financieras.

Otro es Marcelo Hofke, quien fungía como gerente de Odebrecht en la República Dominicana y quien en interrogatorios habría admitido que la empresa pagó US$92 millones en sobornos para ser favorecida con las obras del Estado. Hofke también habría identificado al empresario Ángel Rondón como la persona que recibió el dinero para el cohecho, de acuerdo con lo que habrían informado las anteriores autoridades de la Procuraduría General de la República (PGR).

Comparte esto!

Deja una respuesta